viernes, noviembre 16, 2018

15 Hitos y 1 extensión con 1 enclave

1º Santuario/Basílica de Santa María de la Victoria

Es de los más importantes templos de Málaga por darse culto a la imagen de Santa María de la Victoria, patrona de Málaga y su Diócesis. Fue construido en la zona de acampada donde el rey Fernando el Católico estuvo durante el asedio y toma de la ciudad al reino nazarí de Granada en 1487. Su finalidad fue la de albergar y venerar a una escultura de la Virgen que se encontraba en el oratorio del campamento del citado monarca, al parecer regalo del emperador Maximiliano I. El hecho que motivó que la imagen se quedara en Málaga tiene su justificación en la visita que varios hermanos de la Orden de los Mínimos le hicieron a Don Fernando durante el largo periodo que estuvo asediada la fortaleza árabe. En ella le comunicaron al rey católico un esperanzador mensaje de San Francisco de Paula, fundador de la institución religiosa, consistente en el anuncio de una rápida victoria en la ciudad que ocurriría en un plazo de tres días después de aquel encuentro. Y así fue. La conquista de la ciudad fue atribuida a dicha intervención milagrosa, ante lo cual se decide que la Virgen quede en aquel lugar bajo la custodia del ermitaño Bartolomé Coloma, edificándose una primitiva ermita. Con el paso del tiempo aquel humilde oratorio derivó en sucesivas iglesias y conventos, hasta el actual santuario, cuyos orígenes datan de finales del siglo XVII gracias al mecenazgo de Antonio Guerrero Chavarino, primer Conde de Buenavista, que construyó a la vez un impresionante panteón familiar bajo la sacristía. Arquitectónicamente, el templo presenta una planta en cruz latina, con coro elevado a los pies y, entre las pilastras, pequeños balcones tribuna abiertos a la nave central, que es más ancha y alta que las dos laterales, en las cuales se distribuyen distintas capillas. Muy característica es su espadaña/campanario, donde se acoplan tres campanas. Lo más sobresaliente del conjunto es la espectacular torre camarín, de estilo barroco y rococó, obra de Felipe de Unzurrúnzaga en 1689, en cuyo eje central se asienta la imagen de Santa María de la Victoria para ser vista en torno a un retablo abierto con un arco central de medio punto donde en su extremo superior se sitúa la corona y escudo de España. Se complementa con una serie de relieves sobre la vida y milagros de San Francisco de Paula y la visita de los Mínimos a los Reyes Católicos durante el cerco a la ciudad, entre otros, ejecutados por los escultores José Micael Alfaro y Jerónimo Gómez. En el atrio que circunda la nave del templo figuran una serie de mosaicos, placas y lápidas, tales como el de la aparición de la Virgen a San Francisco de Paula en el que se conmemora el segundo milenio de su nacimiento, obra de Cerámica Santos Campanario (Sevilla, 1983); el que celebra el V centenario de la entrada de la Virgen en Málaga, traída por los Reyes Católicos, de Pablo Romero Boldt, basada en un cartel pintado por el artista Eugenio Chicano (Málaga, 1988); el elaborado por Cerámica Santa Ana (Sevilla, 1995), pintado por Patricio Zabala, que conmemora la 1ª salida bajo palio del interior del santuario por parte de Santa María del Monte Calvario; una placa metálica que recuerda el V centenario del fallecimiento de San Francisco de Paula, fundador de la Orden de los Mínimos, patrocinada por la propia hermandad de la Victoria y la Fundación Zegrí, siendo obra de Francisco Javier Galán (Antequera, 2007); y también figura una antiquísima lápida que testimonia el jubileo/indulgencias papales en honor de dicho santo. Ya en el exterior, en la denominada plazuela del Cristo del Amor, contigua al templo, figuran dos trabajos cerámicos (un nomenclátor con mosaico y un edículo con un tríptico y macetas) dedicados a referida imagen y a la Virgen de la Caridad, ejecutados por Daniel García Romero. El 20 de mayo de 2007 le fue concedido al santuario por el papa Benedicto XVI el título de basílica menor. La Virgen de la Victoria es patrona de Málaga y de su Diócesis desde el año 1867 por disposición de Su Santidad Pio IX. El 8 de febrero de 1943 fue coronada canónicamente en un magno acto celebrado en el Paseo del Parque de la ciudad. En 1875 es constituida la Real Hermandad de Santa María de la Victoria, corporación que en 1921 fue fundadora de la Agrupación de Cofradías de Semana Santa de Málaga en la Iglesia de la Merced. Curiosidad: En una amplia sala, junto al camarín, se expone el ajuar de la Virgen con piezas únicas muy interesantes, como el manto azul turquesa, bordado en plata, que le regaló la malagueña Anita Delgado cuando fue la Maharaní de Kapurtala, así como otros donados por la reina Isabel II, por los Reyes Católicos o por el monarca Carlos IV.

Corporaciones nazarenas establecidas: 

Cofradía del Stmo. Cristo de la Humildad en su Presentación al Pueblo y Ntra. Madre y Señora de la Merced y San Juan Evangelista.

En 1694 se funda la antigua hermandad por la Real y Militar Orden de la Merced, en el convento de la Merced, manteniéndose vigente hasta mediados de la década de los años vente del pasado siglo, llegando incluso a ingresar en la recién constituida Agrupación de Cofradías de Semana Santa y siendo conocida como la corporación de los servitas blancos por el color de sus túnicas penitenciales y por el recogimiento con el que procesionaban. Desavenencias internas provocaron la desaparición de la hermandad y luego los actos vandálicos de mayo de 1931 acabaron con la imagen, que por entonces se encontraba en la Iglesia de Santiago. Ya a finales de los setenta esta antigua Hermandad fue reorganizada en el Santuario de la Victoria por iniciativa del artista malagueño Juan Casielles y en 1983 obtuvo su aprobación canónica. En 1982 llega la imagen de la Virgen de la Merced (Luis Álvarez Duarte) y al año siguiente la del Cristo (Francisco Buiza, la talla; y Francisco Berlanga, la policromía). En 1984 la cofradía salió en procesión por vez primera, haciéndolo sólo con el Señor por el barrio y llegando hasta el Patio de los Naranjos de la Catedral. Su ingreso en la Agrupación de Cofradías se produjo en 1986, efectuando su estación de penitencia por el recorrido oficial el Domingo de Ramos y entrando por primera vez en la Catedral. Diez años después, en 1996, la Virgen comenzó a ser procesionada. El Cristo de la Humildad va llevado en un trono barroco tallado y dorado por los talleres de Manuel Guzmán Bejarano (Sevilla, 1994-2001), junto con un grupo escultórico realizado por Elías Rodríguez Picón. Nuestra Madre y Señora de la Merced es acompañada por San Juan Evangelista en trono diseñado por Eloy Téllez.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Cofradía del Stmo. Cristo del Amor y Ntra. Señora de la Caridad

Tiene sus inicios en 1923 gracias a los alientos del capellán de la entonces Iglesia de Ntra. Sra. de la Victoria, D. Juan Rodríguez Gutiérrez, que lideró a un grupo de jóvenes de cara a dar culto y procesión a un Crucificado y a una Dolorosa que se encontraban en el cercano Convento de las Madres Agustinas Descalzas, sito en el Compás de la Victoria, obras atribuidas al imaginero malagueño Fernando Ortiz (siglo XVIII). Al año siguiente la hermandad ingresa en la recién constituida Agrupación de Cofradías de Semana Santa, procesionándose por primera vez ambas imágenes en la jornada del Viernes Santo. Pronto la corporación adquirió un notable auge, obteniendo el título de Real (1930). Por suerte y valentía de algunos hermanos, las tensiones sociales de 1931 no afectaron al patrimonio de la Hermandad e incluso en enero de 1936 se llega a bendecir a una imagen mariana bajo la advocación de Caridad. Sin embargo, llegada la Guerra Civil española, dicha talla fue destruida pocos meses después, al igual que el resto del patrimonio cofradiero, aunque de nuevo la fortuna y el arrojo de varios hermanos hicieron posible que los primitivos Cristo del Amor y Dolorosa no sufrieran daños algunos. Terminada la contienda bélica, la cofradía comienza a reconstruirse y lo primero que acomete es la compra de las dos imágenes (9.000 pesetas) a sus propietarias las Madres Agustinas. A partir de entonces, bajo los auspicios del decano hermano mayor D. Alfonso Sell Aloy, se logran grandes vinculaciones con instituciones civiles, convirtiéndose en una de las corporaciones más señeras del panorama cofrade malagueño de los años cuarenta y cincuenta del pasado siglo. Fruto de esta época fue la adquisición en 1948 de la actual imagen de la Virgen de la Caridad, primera dolorosa del escultor sevillano Francisco Buiza. En las décadas posteriores sobrevinieron momentos de cierta dificultad, si bien la juventud proveniente de los colegios agustinos y maristas y del propio barrio de la Victoria estuvo a la altura de poderlos superar. La hermandad procesiona el Viernes Santo, el Señor en trono de madera tallada dorada por Rafael Ruiz Liébana (Málaga, 1987) y la Virgen en otro también de madera dorada realizado por Manuel Caballero Farfán (Sevilla), bajo diseño de Fernando Prini, con bordados de Leopoldo Padilla (Sevilla, 1946) y Juan Rosén (Málaga, 1993).

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

SANTUARIO/BASÍLICA DE SANTA MARÍA DE LA VICTORIA

Dirección

Plaza del Santuario, 19. Barrio de la Victoria. 29013 Málaga.

Contacto

  • Teléfono: 952 252 647
  • E-mail: hermandadsmvictoria@gmail.com
  • Web: www.santamariadelavictoria.es
  • Twitter: @StaMVictoriaMLG
  • Facebook: @SantaMariadelaVictoria

Visitas

Santuario/Basílica todos los días de 9:00 a 13:30 y de 17:30 a 20:00. Cripta, camarín y exposición de enseres: de lunes a viernes de 10:00 a 12:30 y sábados previa cita.