Además de procurar aumentar sus ayudas y aportaciones a instituciones benéficas como Fundación Corinto, Adoratrices, Filipenses, Cáritas y Bancosol, la corporación de la Ermita del Calvario se propone intentar mantener los compromisos económicos con sus habituales proveedores de servicios para apoyar a trabajadores autónomos y a pequeñas empresas  

Voluntarios de la hermandad preparando en el economato de la Fundación Corinto lotes de productos de alimentación, aseo y limpieza para las familias beneficiarias.

MÁLAGA, 10 DE MAYO DE 2020.- La Hermandad del Monte Calvario, desde que se decretara el Estado de Alarma, viene estando especialmente volcada a través de su Vocalía de Caridad y Obra Asistencial en el cometido de acciones sociales, dada la gravedad de la situación socio-económica que día tras día está generando la crisis del Covid-19.

En este sentido, a fin de amortiguar las muchas precariedades detectadas en el entorno de su ámbito de influencia, la corporación con sede en la ermita del Calvario está desarrollando un doble plan de atención/gestión que se desglosa en varias iniciativas:

  • Ayuda plena a la decena de familias acogidas por la hermandad en la Fundación Corinto, procurándoles el suministro periódico de bienes/lotes de primera necesidad y el transporte de los mismos a sus respectivos domicilios.
  • Campaña de captación de nuevos patronos entre los hermanos para incrementar el número de familias acogidas en la Fundación Corinto por parte de la cofradía.
  • Aumento de la aportación económica anual destinada a colaborar con la labor social que llevan a cabo las Hermanas Adoratrices en favor de la atención de mujeres necesitadas de amparo.
  • Mantenimiento de la ayuda económica anual a las Madres Filipenses, las cuales dan acogida a menores con precariedades familiares y sociales.
  • Apoyo económico a Cáritas Parroquial de La Victoria ante las demandas de ayudas que reciben por parte de la feligresía y del barrio.
  • Colaboración permanente en la adquisición de productos y en la prestación de voluntarios al banco de alimentos Bancosol.

Además de las referidas iniciativas puntuales, la Hermandad del Monte Calvario se ha propuesto también como objetivo o plan social paralelo hacer lo posible por mantener los compromisos que de manera tradicional suele tener establecidos durante el año con sus proveedores. La cofradía del Viernes Santo considera que intentar seguir siendo usuario/cliente de los habituales trabajadores autónomos y de las pequeñas empresas, todos ellos prestadores o suministradores de servicios para las actividades socio/cultuales que desarrollan, es igualmente una forma de ayudar y de colaborar con la regeneración económica que va a ser de vital importancia para superar la crisis originada por la pandemia.  

Más información sobre la Hermandad del Monte Calvario AQUÍ: https://www.hermandadcalvario.es/